El Autopilot de Tesla puede ser «fácilmente engañado» según Consumer Reports

El Autopilot de Tesla puede ser «fácilmente engañado» según Consumer Reports

Consumer Reports (que viene a ser como la OCU en EEUU) afirma haber demostrado que el Autopilot de Tesla puede ser «fácilmente engañado» para conducir sin que haya nadie en el asiento del conductor. El proceso de prueba fue extremadamente extraño y requirió ciertos elementos que la mayoría de los conductores nunca tendrían en sus vehículos.

CR publicó un informe el 22 de abril titulado «Los ingenieros de CR demuestran que un Tesla puede conducir sin nadie en el asiento del conductor». La prueba fue en respuesta al reciente y muy público accidente del Tesla Model S en Texas, donde dos hombres, por desgracia, fallecieron después de que su coche se estrellara violentamente contra un árbol a gran velocidad. Los investigadores están tratando de determinar si el vehículo no tenía conductor, algo que han afirmado varios medios de comunicación. Elon Musk, CEO de la compañía, intervino pocos días después del accidente y de la cobertura pública del mismo para decir que sería imposible que el Autopilot funcionara en la carretera donde se produjo el accidente debido a la falta de líneas en la carretera, que son necesarias para iniciar el uso del Autopilot básico.

La prueba de CR requirió que el vehículo, un Tesla Model Y, estuviera en movimiento y que los ingenieros activaran el Autopilot y pusieran el dial de velocidad en 0, lo que hizo que el coche se detuviera. A continuación, Jake Fisher, Director Senior de Pruebas de Automóviles de CR, colocó una «pequeña cadena con peso en el volante, para simular el peso de la mano de un conductor, y se deslizó hacia el asiento del pasajero delantero sin abrir ninguna de las puertas del vehículo, porque eso desactivaría el Autopilot.» A continuación, se ajustó la velocidad del Autopilot para que el vehículo acelerara desde su posición de reposo. El coche consiguió subir y bajar el carril de media milla de la pista de pruebas de CR, aunque no había nadie en el asiento ni controlando el vehículo. «Fue un poco aterrador cuando nos dimos cuenta de lo fácil que era burlar las protecciones, que demostramos que eran claramente insuficientes», dijo Fisher. Los ingenieros animaron a nadie a probar el experimento en casa, pero, de todos modos, ¿quién va a tener una cadena lastrada a medida para experimentar?

«En nuestra evaluación, el sistema no sólo no pudo asegurarse de que el conductor estaba prestando atención, sino que tampoco pudo saber si había un conductor en absoluto», añadió Fisher, pero no terminó de arrojar sombra a Tesla. «Tesla se está quedando atrás con respecto a otros fabricantes de automóviles como GM y Ford que, en los modelos con sistemas avanzados de asistencia al conductor, utilizan tecnología para asegurarse de que el conductor está mirando a la carretera». El SuperCruise de GM y el recién estrenado BlueCruise de Ford son a los que se refiere Fisher, pero las comparaciones no cuadran.

El Autopilot de Tesla tiene más de 23.000 millones de kilómetros reales de datos que se almacenan en una red neuronal para mejorar el rendimiento. Con cada kilómetro recorrido, las funcionalidades de conducción semiautónoma de Tesla se vuelven más robustas, más precisas y más adaptables al comportamiento humano. Ford y GM sólo han acumulado una fracción de estas estadísticas. Tesla, por su parte, ha presentado recientemente su informe de seguridad del primer trimestre de 2021, en el que ha constatado que el piloto automático es casi 10 veces más seguro que la conducción humana.

La prueba realizada por CR es extremadamente extraña porque, para empezar, la gente no tendría normalmente todas estas cosas en su vehículo o incluso en su posesión. Tesla mantiene que los conductores son responsables de permanecer atentos durante toda la conducción. La empresa nunca ha afirmado haber lanzado un programa capaz de alcanzar el nivel 5 de autonomía, en el que el conductor no tiene que prestar atención a la carretera o al entorno del vehículo. Sin embargo, el muy publicitado accidente de Tesla suscita dudas entre quienes tienen una histórica aversión a la empresa y sus productos. Consumer Reports no se ha mostrado muy entusiasta con Tesla en el pasado. Han indicado que el SuperCruise de GM, a pesar de ser menos efectivo o seguro que el Autopilot en base a los datos, tiene una ventaja dominante sobre el programa de conducción semiautónoma de Tesla.

Cabe destacar que Tesla cuenta con varios umbrales de seguridad que prohibirían a cualquier persona intentar que el vehículo se conduzca solo. Entre ellos se encuentra un sistema de control del volante, que hará que el coche se detenga por completo si el conductor no lo sujeta. El sistema también requiere que el conductor esté en el asiento para funcionar, y la empresa ha retirado recientemente el software FSD a varios conductores que abusaban del programa por falta de atención. Otros elementos de seguridad, como una cámara de reconocimiento de rasgos faciales, vigilarán los ojos y la cara del conductor para asegurarse de que presta atención a la carretera.

calopez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *